Archivo de artículos

LOS DEMOCRATAS VENEZOLANOS EN PIE DE GUERRA CONTRA LA TIRANIA ABSOLUTISTA DE MADURO


La oposición venezolana toma las calles para protestar contra la cubanización del país

La población venezolana organizó una manifestación en contra del gobierno de el colombiano Nicolás Maduro.

Los 100.000 barriles de petróleo que Caracas manda a La Habana cada día se pagan con enviados del castrismo que acaban controlando en gran medida Venezuela.
Cuba envía más de 2.000 agentes para apuntalar a Maduro en el poder.

Una gran pancarta inflable, con la inscripción «Maduro después del 8-D vamos a por ti», sirve de entrada a la concentración convocada este sábado por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD, oposición) en la caraqueña Plaza Venezuela para protestar contra la crisis económica, las colas y la Ley Habilitante -que otorga al presidente superpoderes para gobernar por decreto-, que este viernes se cobró su primera víctima política.

Muchos de los manifestantes ya estaban informados de que, durante la madrugada, el Gobierno detuvo sin motivo aparente a Alejandro Silva, coordinador de giras del gobernador de Miranda, Henrique Capriles, según pudo constatar ABC.

Pero el líder de la oposición no se dejó intimidar por el chavismo. En su cuenta de twitter, Capriles denunció: «Llamo a todos a salir hoy a la calle, que se sienta en toda Venezuela un no a estos fascistas corruptos del régimen Maduro». «Alejandro fue sacado a golpes del Eurobuilding después de haber llegado de Carabobo y tenía previsto hoy viajar a Maracaibo para seguir la gira. No tenemos información del paradero de nuestro coordinador nacional de giras Alejandro Silva, detenido por DIM!. Alertamos de que vayan a sembrarlo (inculparlo del algún delito inventado)», añadió. «Te hago responsable, Nicolás Maduro, de lo que le ocurra», agregó Capriles, a quien el Gobierno bolivariano le ha impedido utilizar su propio avión para desplazarse por el interior del país para apoyar la campaña de la oposición de las elecciones municipales del 8 de diciembre.

Tampoco la sociedad se dejó intimidar y, al menos en Caracas, acudió a manifestar su descontento en una marcha mayoritoriamente integrada por gente de clase media, la más vapuleada por la crisis y por las nuevas medidas económicas del presidente. «Yo protesto contra Maduro, el ilegítimo, que nos robó los votos. Y le digo que nunca me iré de Venezuela. Antes muerta que entregarle mi país a los cubanos», contó a ABC Soledad Rodríguez, una publicista de 54 años. …




La oposición marcha contra la deriva autoritaria de Maduro

“Más vale una protesta pendeja que un pendejo que no protesta”. La proclama, escrita con una caligrafía dubitativa sobre un trozo de cartón por un manifestante que la exhibía este mediodía de sábado en Caracas, resume el desafío que se le presenta a la oposición venezolana, cada vez más desprovista de recursos mientras se enfrenta a un Gobierno a la ofensiva.

La oposición convocó para este sábado a protestas en los 335 municipios del país, buscando así poner de manifiesto su rechazo a los poderes especiales otorgados por la Asamblea al presidente Nicolás Maduro. A la vez, pretende amalgamar a sus partidarios de cara a las próximas elecciones municipales del 8 de diciembre.

El líder opositor y gobernador del estado de Miranda, Henrique Capriles Radonski, subrayó el significado implícito de esos comicios en un breve discurso durante la protesta de Caracas: “A quienes piensan que sólo vamos a elegir alcaldes les digo que esto se puede poner mucho peor”, advirtió. “Si el oficialismo gana el 8 de diciembre, este caos que estamos viendo ahora se va a agudizar”.

Capriles se refería a las filas de consumidores que persisten al frente de tiendas de electrodomésticos y otros productos de bienes de consumo esporádico a las que el Gobierno de Maduro ha ocupado y confiscado mercancía. “La gente hace cola porque sabe que quizás hoy haya, pero mañana quién sabe”. Ironizó sobre la visita que en ese momento, ocasión del cumpleaños del presidente Maduro, le hacían los reyes de Holanda, Guillermo y Máximo, al sucesor de Hugo Chávez: “Quisiera saber si ese personaje está informando a los reyes de los Países Bajos sobre cuánta gente está haciendo cola ahora para conseguir un paquete de harina o papel higiénico.


SIGUE LEYENDO …   (www.asturiasenred.es)

Venezuela se rebela contra Maduro
 
Nicolás Maduro mantiene su poder aboluto con el respaldo del ejeército chavista.
La oposición volvió ayer a las calles de Venezuela y logró reunir los argumentos y las voces suficientes en contra de los innumerables flagelos que aquejan al país. Una demostración de fuerza protagonizada por la mitad de los venezolanos contraria al Gobierno de Nicolás Maduro. Con la gorra tricolor y gritando consignas, miles de personas participaron en la manifestación convocada por el gobernador de Miranda y líder de la oposición, Henrique Capriles Radonski, en nombre de toda la alianza de la Mesa de la Unidad Democrática.

Desde primera hora de la mañana, un gran número de ciudadanos se concentró en la plaza Brión de Chacaito y marchó hasta plaza Venezuela, donde estaba dispuesta una tarima para que Capriles ofreciese declaraciones. «Que aparezcan la leche y el papel higiénico, que no se vaya la luz, que no haya colas para comprar comida. Quince años enchufados al poder y ahora se han dado cuenta del desastre económico del cual son responsables. Todo el país contra el caos y la corrupción del Gobierno», reivindicó Capriles.

La masiva protesta se celebró a las puertas de los comicios del 8 de diciembre en los que se elegirán 335 alcaldes y la oposición aspira a retener y ampliar su presencia en las grandes ciudades como Maracaibo, en el oeste del país, y la segunda mayor después de Caracas, así como en otras del centro venezolano como Valencia.

Por parte del oficialismo, se podrá comprobar en estas elecciones si Maduro ha logrado unificar de nuevo todas las fuerzas chavistas fieles al fallecido Hugo Chávez. Hay muchas reformas económicas que tras su implantración han calado bien en las clases populares, aunque sea a corto plazo. Sin embargo, hay muchas otras carencias que han hecho que la ciudadanía esté inconforme.

La masiva asistencia en la marcha de ayer es, en cualquier caso, un mensaje al Gobierno de que buena parte de los venezolanos están en contra de las medidas que está tomando Maduro para solventar la crisis económica.



Políticas de Maduro "aceleran el desastre económico" en el país

 
El colombiano Nicolás Maduro se ha hecho el dueño absoluto de Venezuela.

Los esfuerzos del régimen de Nicolás Maduro de combatir la inflación obligando a los comerciantes a bajar los precios de sus productos con amenazas de intervenir sus locales, arrestar a sus gerentes o permitir que el populacho saquee sus anaqueles, está acelerando el avanzado estado de descomposición económica que ya aflige a Venezuela.

Según analistas consultados, las últimas medidas aplicadas del Gobierno bolivariano para combatir artificialmente la tasa de inflación -que ya está en vías de alcanzar el 60 por ciento para convertirse en la más alta del mundo- generaría un espejismo inmediato de que se está haciendo algo para contener los precios, pero provocaría al mismo tiempo un gran empeoramiento del problema de fondo: una insuficiente oferta de productos.
"Esto sin duda alguna se va a traducir en una mayor escasez", vaticinó Pedro Palma, profesor del Instituto de Estudios Superiores de Administración (Iesa).

"Todas estas ventas masivas de productos a menores precios están propiciando a que la gente salga desesperada por comprar cualquier cosa que le ofrecen a un menor precio, eso va a generar un rápido agotamiento de los inventarios, que ya se están agotando, y cuando lleguen los días navideños y la gente pretenda salir a comprar, ya no habrá productos que comprar en los comercios", sostuvo.

El problema está en que al obligar a los empresarios a vender sus productos por debajo de los costos de reposición, éstos no serán repuestos, explicó.

Varias tiendas han sido saqueadas en distintos puntos del país, generando gran preocupación en un país que aún recuerda los trágicos disturbios y saqueos masivos conocidos como "El Caracazo". Y Maduro dejó entrever que éste es solo el comienzo de su lucha contra la inflación.

"Vamos a bajar todos los rubros. Por lo menos 50 por ciento tienen que bajar todos los precios abultados", dijo el Presidente, sin dar detalles sobre cuáles productos y qué límites de precios de venta fijaría.

Para el economista José Guerra, Maduro está en este momento siguiendo fielmente la receta que llevó a Zimbabue a registrar una tasa de hiperinflación de 42.000 billones por ciento.

"Venezuela no va a tener la inflación que tuvo Zimbabue pero está aplicando las mismas políticas que implementó ese país africano", escribió Guerra esta semana en su columna. Entre las similitudes de las políticas económicas de ambas naciones están la impresión de dinero sin respaldo para financiar el déficit fiscal, la destrucción de la producción agropecuaria a través de la confiscación de propiedades y la acusación por parte del gobierno de que extranjeros y comerciantes participaban en un complot para derrocarles.



'¿Quiere meterme preso? ¡Ven a por mí! No seas cobarde, Maduro'

 
Henrique Capriles, el nuevo libertador de la tiranía del colombiano Maduro.

El líder de la oposición Henrique Capriles desafió ayer de forma directa a Nicolás Maduro en una manifestación en Caracas, enmarcada en una protesta nacional y a pocas horas de la detención, "a punta de fusil", de Alejandro Silva, su mano derecha. "Si aquí el problema soy yo, ven a por mí, que no te tengo miedo. ¿Quiere meterme preso? ¡Pues échele bolas! No seas cobarde. Maduro", retó públicamente Capriles al presidente venezolano.

"Está cantado que la persecución continuará, a punta de corrupción judicial. Si eso pasa, le pido a este noble pueblo: ustedes saben lo que tienen que hacer. Nadie tiene que decirles que salgan a la calle. Todos aquí sabemos lo que tenemos que hacer y tenemos la fuerza para hacerlo. El pueblo se las va a cobrar una a una", espetó ayer Capriles a Maduro tras el arresto, "a punta de fusil y a golpes" del coordinador de campaña de Capriles y una de las personas más cercanas al líder democrático.

En la marcha que tuvo lugar en Caracas, el gobernador de Miranda desafió públicamente al presidente venezolano. "Nicolás, tienes miedo, porque no quieres que la verdad siga recorriendo todos los rincones del país. Ellos quieren que el miedo se meta dentro de cada uno de ustedes", remachó el que fuera candidato presidencial, en su alegato más directo a la resistencia en la calle desde las elecciones del 14 de abril.

El chavismo persigue con insistencia al círculo más cercano a Capriles. Armando Briquet y Óscar López, tan próximos como Silva, se vieron obligados a exiliarse en Aruba y Miami después de sufrir el acoso gubernamental.



El miedo tiene fecha de caducidad

 
El chavismo  o se erradica o será la tumba de la gran nación venezolana.

Siete de cada 10 venezolanos consideran que la situación política de su país es "mala". Que un pueblo optimista, ejemplo de la generosidad de nuestra tierra se entregue a la molicie de la desesperación, es la consecuencia real de la implementación del socialismo del siglo XXI en los mares del sur.

El chavismo en acción ha dejado de ser un mero distribuidor ineficaz de la riqueza petrolera para convertirse en el generador más eficiente de la pobreza en la región. Conviene resaltar que los acontecimientos de Venezuela no sólo tienen que ver con una crisis de liderazgo. Esto no ha sido provocado por las limitaciones del delfín de Hugo Chávez. Lo suyo era previsible.

El hundimiento de la revolución bolivariana está vinculado al modelo de gestión pública que los chavistas han desplegado desde hace 15 años, siguiendo el ejemplo de los manuales del pleistoceno comunista, anteriores a Bad Godesberg.

El chavismo ha perdido 10 puntos de aprobación en 10 meses y demuestra, de forma constante, su incapacidad para hacer ajustes programáticos. En este contexto, Nicolás Maduro es una consecuencia del problema, pero no el problema en sí.

En Venezuela gobierna una cosmovisión polarizadora y radical, una forma de entender la política que privilegia el mesianismo y la estatolatría. Este estilo, de raíz populista, ha provocado el saqueo del erario y la destrucción institucional, relativizando el Estado de Derecho y liquidando moralmente al adversario.

El triunfo de Hugo Chávez se produjo cuando los políticos tradicionales de Venezuela apostaron por el inmediatismo y la anomia, promoviendo la corrupción. Fue entonces que el Comandante se hizo sentir.






Publicado por Alejandro Mon