Archivo de artículos

OVIEDO: ESTADIO CARLOS TARTIERE: CESPED: EL ETERNO PROBLEMA SIN RESOLVER: UN GRAN DESPILFARRO



Luis Galguera Alvarez
El eterno problema del césped del campo del Oviedo: La clave es el drenaje.

Desde su construcción en el año 2000 el césped del campo del Carlos Tartiere siempre ha dado problemas en algún momento de cada temporada. En cuanto aparecen las lluvias, en pocas fechas el terreno de juego se convierte en uno de los peores campos de cierta importancia.

Se ve que los encargados de mantener el campo trabajan todo lo posible en evitar esa situación, pero también se ve que su esfuerzo es poco menos que inútil. Este año hubo una cierta mejora respecto al lodazal del año pasado, pero nada que haga intuir que fue algo definitivo.
Es vergonzoso el estado del césped ... ¿Cuánto dinero se lleva invirtiendo inútilmente por el Ayuntamiento de Oviedo, dinero que pagamos todos los ovetenses? ¿Es que son incapaces de redactar un proyecto serio y solvente? ¿O es que alguno ... se está forrando a costa del césped? Hay que investigar todo este despilfarro.
Ahora se piensa en utilizar lámparas de calor para mejorar la situación. No dudo que se debe notar y habrá una mejoría, pero ¿se puede pensar en que pueda ser una solución definitiva? Me temo que no.

Durante la construcción del estadio fui invitado a ver los trabajos. El momento coincidió con la terminación de las obras de drenaje. Quedé bastante sorprendido porque, sin ser experto en drenaje de campos de fútbol, la filosofía de la evacuación de agua por filtros de distintos tipos es siempre la misma y lo que pude ver no me pareció acción suficiente para evacuar el agua del terreno de juego, en el momento que sea de cierta entidad.

Los hechos lo están confirmando. El Oviedo se queja de que lo peor es que el agua no se filtra. Me parece que lo que ocurre responde a lo previsible. ...


Problemas con el césped del Carlos Tartiere (17.03.2011)

Estadio "Carlos Tartiere" (Oviedo)
El Nuevo Carlos Tartiere, un espectacular campo con 30.000 espectadores de aforo, ha tenido problemas desde el inicio de la temporada con su césped, lo que provocó en el mes de septiembre las quejas de su entonces entrenador Pichi Lucas. El club ha tratado de subsanar la situación en varias ocasiones, la última en el final del pasado mes de febrero, cuando se cambiaron los tepes de las dos áreas. Fue tras el duelo del Oviedo ante el Eibar, donde el césped quedó muy dañado.

No obstante, en el siguiente encuentro frente al Athletic B la hierba sólo mejoró en algunas zonas. Las quejas se mantuvieron debido a que el césped recién plantado se levantaba con facilidad. El Oviedo decidió entonces que su filial, que hasta entonces jugaba en el Nuevo Carlos Tartiere, disputara sus encuentros en los campos de entrenamiento de Requexón.

El club asturiano ha dejado de esta forma quince días para tratar de mejorar el estado del campo para el partido ante el Alavés. En el inicio de campaña se le añadieron varias toneladas de arena de sílice para asentar el césped, lo que ha provocado que en algunas zonas aparezcan manchas blancas que deslucen la imagen del campo.


Plan de choque para el césped del Tartiere (30.01.2013)

Estadio "Carlos Tartiere" (Oviedo)
El problema lleva acechando al Oviedo 13 años, pero ha vuelto a afectar con intensidad en las últimas fechas. El césped del Carlos Tartiere es todo menos una superficie para jugar al fútbol. El Oviedo sigue contando por victorias sus últimas actuaciones en el municipal ovetense, pero las consecuencias del mal estado del césped empiezan a preocupar más de la cuenta. El club ha decidido tomar cartas en el asunto y ha propuesto, por medio de una empresa de jardinería, un plan de choque.


Las molestias de Manu Busto y Mantovani tras el último partido en casa sólo son la punta del iceberg. El césped vuelve a ser un desastre y el club quiere dejar el asunto en manos de Tallos, la empresa de jardinería encargada del mantenimiento de El Requexón. Las lluvias de las últimas semanas no han ayudado a mejorar el panorama y se espera que con una ayuda extra ahora pueda mejorar el césped.

El Ayuntamiento ya ha dado el visto bueno a la operación y se encargará de asumir los 30.000 euros del plan de choque que se ha ideado para el Tartiere. Entre los trabajos que llevará a cabo la empresa asturiana se encuentran labores de replantación, aireamiento y relleno de arena de sílice. Con la intervención de la empresa se espera que se obtengan resultados a medio plazo, aunque para una total recuperación del césped se necesitaría más horas de dedicación.

Tallos es la empresa de jardinería que se encarga del buen estado de los campos de El Requexón en los últimos años, contratada por el club. El mantenimiento del Tartiere, al ser de titularidad municipal, depende del Ayuntamiento, que tiene su propio equipo de jardineros, que ahora dejarán paso a la empresa propuesta por el Oviedo.

SIGUE LEYENDO … más en www.asturiasenred.es

La finalización de la competición antes de lo previsto para el Real Oviedo solo ha tenido un efecto positivo. Y ese no ha sido otro que permitirá trabajar sobre el césped del Carlos Tartiere para que esté en perfectas condiciones cuando se inicie la Liga la próxima temporada. El Ayuntamiento de Oviedo comenzó el pasado lunes a trabajar en él.

Los trabajos tienen varios objetivos. Lo primero es reparar el mal funcionamiento del sistema de riego del terreno de juego, que fue patente en los últimos partidos. Además, se sustituirán los tepes de la zona del fondo Sur del terreno de juego, los más castigados y que peor estado presentaban.
Igualmente, se procederá a realizar un tratamiento del terreno de juego consistente en pinchar el terreno de juego con el objeto de oxigenar las raíces de la hierba. También se extenderán unos treinta metros cúbicos de arena de sílice en todo el terreno de juego. Los trabajos, que corren a cuenta del Ayuntamiento, propietario del campo, está previsto que duren unas dos semanas.

El Carlos Tartiere ha aguantado esta temporada mucho mejor que la anterior gracias a las labores que se realizaron a mitad de temporada y a que apenas fue utilizado para los entrenamientos, ya que el equipo apenas se ejercitó más que en sesiones de trabajo esporádicas.

El césped del Tartiere vuelve a preocupar (31.12.2014)

Estadio "Carlos Tartiere" (Oviedo)

La  recta final de 2014 y el inicio de 2015 devuelve un viejo problema a la primera plana del Oviedo. El estado del césped del Carlos Tartiere comienza a preocupar a todo el mundo y se teme que las buenas condiciones en que estuvo estos últimos meses se vean muy afectadas por el temporal de frío y por la ausencia de cuidados intensivos.

La colaboración entre el Ayuntamiento de Oviedo y el club en este apartado ha sido absoluta en los últimos meses. El único problema que se ha planteado es que el contrato de mantenimiento del terreno de juego se encuentra en proceso de adjudicación y eso puede llegar a afectar a los cuidados que precisa un césped que pocas veces estuvo en unas condiciones óptimas, por culpa de las deficiencias que presenta el estadio desde su construcción.

El último partido que albergó el Carlos Tartiere fue el pasado 13 de diciembre frente alCompostela. Ese día, las fuertes lluvias convirtieron en el campo en una piscina y el terreno de juego se resintió. Los días posteriores a un partido de esas características suelen ser claves para poder recuperar la hierba, pero esta semana el terreno de juego presentaba unas condiciones complicadas que se podrían haber agravado con las últimas heladas que siempre pasan factura a la instalación.
La primera consecuencia de todo ello es que Sergio Egea no ha podido celebrar ningún entrenamiento esta semana en 

El Ayuntamiento se implica en la lucha del césped (25.02.2015) 

Estadio "Carlos Tartiere" (Oviedo)

La implicación del ayuntamiento de la ciudad con el Real Oviedo es como la de la ciudadanía, máxima. Tanto es así, que la corporación municipal se está planteando realizar una inversión importante para mejorar el estadio Carlos Tartiere y, de esta manera, acabar con los problemas que arrastra desde que se inaugurara hace aproximadamente tres lustros.

Desde el año 2000, una de las principales rémoras en lo deportivo ha sido el estado del césped, que no ha soportado bien los fríos inviernos de la capital del Principado de Asturias. Pues bien, eso está cerca de acabarse. Según publica La Nueva España, el Ayuntamiento de Oviedo tiene previsto instalar unas lámparas térmicas lumínicas para dar calor al terreno de juego. La idea es que la compra de estos elementos se realice lo antes posible, por lo que se pondría en marcha un concurso para recibir ofertas de empresas interesadas. Esta instalación permitiría acelerar la fotosíntesis de la hierba, ayudando a mejorar el color, la densidad, la textura y la uniformidad del césped.

Ese es sólo una de las mejoras que tiene previsto el gobierno municipal que encabeza Agustín Iglesias Caunedo, que ya ha dado a conocer su plan para mejorar la ciudad de cara a las próximas elecciones autonómicas, bautizado como OVD 15-25.

En lo que se centra en el estadio oviedista, también hay un plan para mejorar los accesos, de cara a un posible regreso del Real Oviedo al fútbol profesional. En principio se crearía una rampa que conectara directamente la calle con el primer piso del Tartiere y, además, se construiría una torre con un ascensor y una escalera que facilitaran también los accesos. Estas medidas, sin embargo, tendrán que esperar algo en el tiempo y no se ejecutarán de manera inmediata.

 

 








Publicado por Alejandro Mon