Archivo de artículos

RUDYARD KIPLING: 150 AÑOS DESPUÉS DE SU NACIMIENTO SU OBRA HA GANADO AL PENSAMIENTO







A Rudyard Kipling le sucede quese entendía mejor con la vida si entre medias había un libro. Fue un autor exótico sin aceptar como conducta el exotismo. Un tipo tocado por la necesidad de escribir para fijarse mejor en el mundo.

Las palabras fueron su toma de tierra. Y decidió vivir a pleno sol en la escritura, contando historias en cuatro novelas, en más de 800 poemas, en numerosos relatos, cientos de cartas y en unasmemorias póstumas (publicadas en España por Pre-Textos como Algo de mí mismo).

Más allá del autor de El libro de la selva, Kim y Capitanes intrépidos, más allá de esa literatura de la fantasía, más allá de la fama y el dinero, hay un hombre con el alero dañado. Un tipo que a los cinco años sufrió el maltrato de una cuidadora: «Recibía una paliza cada día... Empecé a leer todo lo que caía en mis manos, pero cuando supo que eso me gustaba a los demás castigos sumó la privación de la lectura.

Fue entonces cuando empecé a leer a escondidas y a conciencia... », escribe en sus memorias.

Ese fue el origen de todo: la deficiencia de vivir cuando este ejercicio se parece demasiado al daño. Así levantó en su casa un primer perímetro de alegría, con los libros en la mano. Ahora se cumplen 150 años del nacimiento de Kipling y hay algo en él de casi olvidado, de casi icónico y mucho de desconocido. Tiene un ramalazo de galgo aristocrático y controvertido. Pero siempre tuvo el estímulo de los lectores de medio mundo.
La Biblioteca Nacional le dedica una breve exposición bibliográfica que demuestra el interés que desde los años 40 ha despertado su obra también en España.
Kipling echó el primer vagido en Bombay, en 1865. Hijo de un funcionario británico de propensión flemática destinado en el Indian Education Department como profesor de dibujo, cerámica y escultura. Eran los días febriles del colonialismo inglés en la India.

Y en ese ambiente de doble velocidad que imprime la aventura colonial creció el escritor, criado con mimo de pura sangre al que bañaran en leche.


«La democracia es un rebaño en movimiento»... «El socialismo es un sistema por el que un Estado estimula a los vagos a vivir sin trabajar»...



De aquellos años de imperio le quedó un rastro algo desapacible que George Orwell denunciaba con ánimo urticante: «Profeta del imperialismo». Y aquellos dardos han pesado sobre su legado hasta dejar en penumbra una leyenda y una literatura. Sin embargo, sucede con Kipling algo raro.

Uno de sus poemas, titulado Si... fue escogido por los lectores británicos como el favorito, como el más popular: «Si puedes mantener la cabeza en su sitio/ cuando …


SIGUE LEYENDO2 … más en www.asturiasenred.es
 
SIGUE LEYENDO3 … más en www.asturiasenred.es

 







Publicado por Alejandro Mon