Archivo de artículos

MARIANO RAJOY: FARSA Y DRAMA: INCUMPLIMIENTO FLAGRANTE DE LA LEY: INACCION DEL ESTADO



 

Primero la farsa y luego el drama: un juicio a la inacción del Estado


Mariano Rajoy, presidente del Gobierno (Reino de España), no EXIGE el cumplimiento de la LEY en CATALUÑA ... para qué tiene a la Fiscalía del Estado? Juicio 9-N: total inacción del Estado.
Llegué caminando al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña por la avenida Lluís Companys. Soplaba un viento cortante y banderas independentistas envolvían el Arco de Triunfo. Una multitud subvencionada gritaba consignas contra la Justicia y una chica yacía aturdida en el suelo, víctima del frío y el fanatismo. Recogí mi acreditación y esperé junto a otros periodistas, los invitados de las acusaciones y las defensas, y un par de alcaldes desafiantes, bastón en ristre. Con 45 minutos de retraso, empezó el juicio del 9-N. Un juicio, también, a la inacción del Estado. 


Ayer, Mariano Rajoy dedicó a Cataluña buena parte de su discurso de proclamación como presidente indefinido del Partido Popular. Primero leyó unos párrafos del Barrio Sésamo democrático. Y luego adquirió un compromiso que sonó solemne: «No vamos a permitir un referéndum que busca la ruptura de España». Hay que agradecerle el énfasis. El problema son los precedentes. 

Rajoy dijo lo mismo el 12 diciembre de 2013, ante el entonces presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy: «Esa consulta es inconstitucional y garantizo que no se celebrará. Eso está fuera de toda duda». 

Y el 21 de enero de 2014, ante la periodista Gloria Lomana: «La Ley se va a cumplir, y un referéndum en el que se pretende poner en tela de juicio la soberanía del pueblo español no se va a celebrar». 

Y el 25 de enero, ante todo el PP catalán: «Mientras yo sea presidente del Gobierno ni se celebrará ese referéndum ni se fragmentará España». 

Y el 6 de julio, ante Aznar en el Campus FAES: «Ese referéndum no se puede celebrar y no se va a celebrar, lisa y llanamente porque es ilegal». 

Y el 25 de agosto, ante Angela Merkel, después de un bucólico paseo por los bosques gallegos: «De ninguna de las maneras se celebrará un referéndum ilegal en España». 

Y. Y. Y. 

Y el referéndum se celebró. 


Si no se hubiera celebrado, yo no habría visto a Mas en el banquillo. Y si se celebró es porque el Estado no lo impidió. 
 
“El Ministerio Fiscal, sin perjuicio de las funciones encomendadas a otros órganos, tiene por misión promover la acción de la justicia en defensa de la legalidad, de los derechos de los ciudadanos y del interés público tutelado por la ley, de oficio o a petición de los interesados, así como velar por la independencia de los Tribunales y procurar ante éstos la satisfacción del interés social(Art. 124.1 Constitución española).

Se ha denunciado muchas veces y Javier Melero, el abogado de Mas, lo aprovechó hábilmente durante el juicio: el 9-N fue posible porque el Gobierno no lo hizo imposible. Rajoy se equivocó. Midió mal a los nacionalistas. Escogió pésimamente a sus interlocutores y estrategas. No hizo caso a los referentes del constitucionalismo cata lán, a pesar de haberlos consultado reservadamente en La Moncloa, y sí, en cambio, a los escapistas, los terceristas y los mercaderes. Confundió sus deseos con la realidad. El Gobierno creyó que el referéndum no se iba a celebrar. Y su error lo pagaron todos los españoles. Y lo pagarán. 

En el congreso del PP, bajo atroces luces de neón, el ministro de Justicia se dejaba querer por los cazadores de selfies. Rafael Catalá es un hombre inteligente, al que le gusta la política. Y ha aprendido la lección. Esta vez sí cree que el separatismo va en serio. Que el órdago de Puigdemont no es cosmético ni táctico. Que habrá conflicto. La duda es si esta convicción del Gobierno, nueva y firme, se concretará en una acción nueva y firme. 

En su intervención, Rajoy fijó tres grandes prioridades en relación con Cataluña: 


Rajoy avisa a Puigdemont que nunca negociará “incumplir la ley”
Presidente: ¡Hay que exigir el cumplimiento de la LEY a todas las Comunidades autónomas: también a Cataluña ... ¿Por qué se tolera por el Estado que en Cataluña, Pais Vasco ... etc, no se den las clases en CASTELLANO/ESPAÑOL? El que calla, otorga. El que tolera el incumpliento de la LEY, es CÓMPLICE de ese incumplimiento ... y Vd lo está tolerando. ¡Hay que escolarizar en CASTELLANO ...!!!














Publicado por Alejandro Mon